NOTA PRELIMINAR - ABRIL 2015


Me he prometido no emprender proyectos que no pueda hacer bien. En consecuencia, si no tengo la certeza de poder hacerlo bien procuraré no hacerlo o retrasarlo lo suficiente hasta poder terminarlo correctamente. Esa es la principal razón de este ejercicio de escritura.
Esta promesa obedece más a la satisfacción de mi criterio propio antes que a la complacencia de la opinión ajena. Por tal motivo suelo buscarle las cinco patas al gato antes de lanzarme a la aventura.
Del libro "Compota de manzana" de Klaas Verplancke, publicado por Ekare.
Y lo digo para que no se mal entienda la función de estos artículos. No es una forma de justificar nada, simplemente la problematización de mis propias ideas con fin didáctico propio. Es decir, las escribiré para mí y para quien encuentre valor en esto.
Tampoco es que crea saberlas todas, simplemente es el ejercicio de mi búsqueda. Y algunas veces, saber bien aquello que se busca es parte del asunto.
Por otra parte -y lo digo cómo nota personal-, no es posible hacer las cosas bien si no se cree en lo que se está haciendo. Y para creer en algunas cosas y/o personas se requiere de un tiempo. Esto quiere decir que me tomaré todo el tiempo que necesite para culminar las ideas que guardaré aquí pero no desperdiciaré una sola oportunidad para hacerlas realidad.
Finalmente, comienzo con esta NOTA PRELIMINAR en este libro que soy yo, para que no se me olvide por qué pasan algunas cosas.